El culo de la Yoli

"Crazy Girls - Riviera Las Vegas", por Marionzetta

“¿No te habré despertado, colega?”. Antes de que responda ya has entrado en mi casa y asaltas el frigorífico. Con la boca llena, me confiesas que vienes de casa de la Yoli. Que si te la ligaste en el Ambigú, que si os fuisteis a la cama cuando cerraron, que si “vaya culo que tiene la pava”. Al reírte se te escapan miguitas de la boca. Juraría que todavía estás borracho, pero no digo nada. Me limito a darte una palmadita en la espalda con un “qué cabrón” de admiración. Tú te ríes y detallas los pelos y las señales de la noche, dejando claro que no vas a permitir que ninguna loba te cace de nuevo. Luego te vas luciendo esa sonrisa tuya, tan triste desde que María te dejó. “Un día de estos, colega, tenemos que irnos de putas porque te estás apolillando”, añades.

Yo vuelvo a la cama e intento encontrar un hueco debajo de las sábanas. Al levantarlas me quedo un rato observándola (continúa dormida). Tengo que darte la razón, colega. La Yoli tiene un culo de muerte.
Safe Creative #1104038882061
————————————————————————————————-

Este texto ha sido seleccionado para ser publicado en el libro ‘Amigos para siempre’, donde se recogen algunas de las historias que participaron en el I Premio de Microrrelatos Temáticos convocado por la Editorial Hipálage.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Concursos y encuentros. Guarda el enlace permanente.

30 respuestas a El culo de la Yoli

  1. Su dijo:

    Jajaj, qué bueno. Eso es amistad… y lo demás, tontería.

    Besos

  2. Sandro dijo:

    Amigos son los amigos. Muy buena historia, tiene mucha poesía oculta en sus líneas. Saludos.

  3. Maite dijo:

    Buenísimo, esta muy bien escrito, esas miguitas saliendo de la boca, y la actitud del amigo, esa frase de te estás apolillando, mientras es probablemente él quien se lleva a la Yoli y a sus sentimientos a la cama. Felicidades por la publicación. Un abrazo fuerte.

  4. El sexo más practicado es el oral, porque lo que más se hace es hablar de sexo.

    Un abrazo.

  5. Puck dijo:

    El culo de la Yoli se merece, sin duda, esa selección y publicación. Jeje. Me gusta mucho todo el micro del que destaco los detalles, las miguitas, la mirada triste, esa palmadita en la espalda y ese “un día de estos…” que decimos tantas veces y que pocas cumplimos. Genial exaltación de la amistad como solo puede hacerse con dos copas de más jeje
    Saludillos

  6. Elisa dijo:

    ¡Qué micro tan triste, Pablo! Me gusta mucho por la fina observación psicológica y la atención a los detalles. La amistad que reflejas no es tópica en absoluto. Enhorabuena por la publicación.

  7. Ana dijo:

    Muy bueno, Pablo. Como es un buen amigo le da la palmadita de “qué cabrón” pero no le dice “el culo de la Yoli está bajo mis sábanas”
    Tierno y pastoril, a partes iguales.
    Un abrazo

  8. pablogonz dijo:

    Muy bien, Pablo. De nuevo ese toque de humor tan particular. De este micro me gustaría destacar la plasticidad de las imágenes. Y el modo en que se encadenan los acontecimientos. Se suele decir “no se le notan las costuras”, lo cual sucede cuando no las hay.
    Abrazos fuertes,
    PABLO GONZ

  9. Sí, Su, parece amistad porque con lo que nos gusta presumir a los tíos callarte que la Yoli está en tu cama tiene que ser muy duro.

    Gracias, Sandro, sí que me ha salido más literaria que la mayoría de los micros, casi todos muy sencillos.

    Y también gracias, Maite, me alegra que aprecies esos detalles.

    Je,je… buena reflexión, Juan Carlos.

    Es que el culo de la Yoli es mucho culo, Puck. Me alegro que te gustara el micro y totalmente de acuerdo con eso de la exaltación de la amistad.

    Elisa, eres la primera que resalta ese carácter triste que a mí me parece que impregna todas las líneas.

    ¿Pastoril, Ana? Me encanta ese adjetivo para este texto. Y me alegra que te gustara.

    La verdad, Pablo, es que a veces todo parece que te sale más hilado, como dices, sin costuras. En otras ocasiones cuesta más hacer avanzar la acción del micro. ¿Será cuestión de las musas?

    Gracias a todos por vuestros comentarios.

  10. ¿Llego tarde para sumar mis felicitaciones?
    Extraordinariamente bien escrito, con un trabajo tan arduo y sutil que parece simple.
    Enhorabuena por la publicación y por el texto, que bien la vale.

    Un abrazo

  11. Sucede dijo:

    Muy bueno Pablo!
    me alegro de haber llegado hasta aquí y haber disfrutado del culo de la Yoli… tremendo debe ser para que hasta en la imaginación de un borracho aparezca.
    Un saludo!!!

  12. No llegas tarde, Patricia. Muchas gracias por tus palabras y me alegra que te guste el micro.

    Sucede, yo también me alegro de haber descubierto tu blog. Y el culo de la Yoli… pues eso, tremendo.

  13. Gabriel dijo:

    Felicitaciones por la merecida selección. En cuanto al texto, me parece que el tono triste (o melancólico) que menciona Elisa, acertadamente, se debe a que todo lo que cuenta el amigo borracho, no es otra cosa más que una farsa desde la soledad (“desde que María lo dejó”). Y que el dueño de casa acepta por conmiseración, ya que (y aquí la vuelta excelente del cuento) es él, el que está disfrutando de la compañía de la Yoli.

    Saludos.

  14. julio collado dijo:

    Excelente maridaje entre la nevera y el sexo: ambos provocan melancolía una vez satisfecho el deseo. Y como buena historia, narra lo que se pierde, la soledad.

  15. Gracias, Gabriel y Julio, por unos análisis tan completos. Es un privilegio contar con tantos puntos de vista de un mismo texto. Abrazos.

  16. CYBRGHOST dijo:

    Hay que dejar al chico con lo suyo. Ya se confesará, y ahí estará su amigo, que para eso están ¿no?.
    Genial y enhorabuena por la selección.

  17. Acuática dijo:

    Wow! Este es absolutamente genial. Me gustaría que estuviese en mi microteca. ¿Me lo puedo llevar allí?
    Un beso 🙂

  18. Pingback: El estío y los 40 faritos (y 3 de 3) | Trapseia

  19. Saludos, me gustó el micro, transmite empatía por el pobre fanfarrón, y es un homenaje a la amistad entre varones.

  20. Pingback: #faritos2011: Votaciones (3 de 3) | Trapseia

  21. Pingback: Empieza el año con alegría: #faritos2011 | En mal estado

  22. Yoli dijo:

    Pablo, ya te vale, ya podías haberme dicho algo, tu amigo ése es un fantasmón y un maleducado, lleva meses contando que se me tiró a media ciudad. Y tú encima dándole coba. Pues mi culo no lo vuelves a catar ni de coña. Imbécil.

  23. Pingback: Estupefarientemente (3 de 3) | Trapseia

  24. Pingback: La premiitaj kun “la #faritos2011″ estas | Trapseia

  25. Pingback: Los premios del diente fino (y III) | Trapseia

  26. Pingback: Prefarados, listos… (3 de 3) | Trapseia

  27. Pingback: #TheFaritos 2013 - 3 de 3 - - Trapseia

  28. Pingback: #Faritos2014 (3 de 3)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s